Los andaluces vuelven por el jornal a Francia

  • Tres de cuatro temporeros españoles que trabajan en la vendimia del país galo son andaluces, que vuelven a cruzar los Pirineos, como hicieron sus padres y abuelos, para ganarse la vida.
Un trabajador vendimiando hace pocos días en Francia.
La vendimia en Francia se ha convertido en una de las salidas más atractivas para los trabajadores agrarios andaluces, que regresan al país vecino, como lo hicieron antes que ellos sus padres y abuelos en los años 60 y 70, para encontrar un empleo que en su región no es tan fácil de conseguir y obtener a cambio una lucrativa remuneración económica por su trabajo, ya que no se debe pasar por alto que el salario mínimo francés es el doble que el español. Y es que tres de cada cuatro de trabajadores españoles que acuden a la vendimia es andaluz.

Según los datos aportados ayer por UGT, de los 14.500 trabajadores españoles que acuden a la vendimia francesa, 10.500 son andaluces. La cifra es similar a la del año anterior, cuando acudieron unos 10.000 andaluces, aunque en realidad se ha registrado una mayor demanda. Tal como señaló el secretario de Política Social e Igualdad de la Federación de Industria y Trabajadores Agrarios de UGT, Jesús Acasuso, «si pudieran, subirían de 1.500 a 2.000 trabajadores más».

Por provincias, Jaén es la que más temporeros aporta, con unos 3.450, seguida de Granada, con 3.200; Sevilla y Cádiz, con 1.200 cada una; y de Córdoba, con 1.000. El 55% de estos temporeros son hombres, frente a un 45% de mujeres, predominando un segmento de edad que está entre los 22 y los 50 años, aunque también haya personas de más de sesenta que acuden a la campaña. Estos comenzarán a acudir a Francia del 18 al 20 de agosto, donde permanecerán hasta el 10 de septiembre.

El interés por la vendimia francesa se debe, en primer lugar, por la situación de crisis económica, que más allá de la construcción y los servicios también afecta al campo andaluz. Como reconoció Acasuso, desde que comenzó la crisis económica hace tres años se ha producido un crecimiento de trabajadores desplazados a Francia para la vendimia. Esto explica la evolución que ha experimentado el perfil de estos trabajadores, porque aunque predominan las familias que acuden por tradición, en los últimos años se han incorporado nuevos grupos provenientes de la construcción o de sectores auxiliares.

A ello hay que sumar las condiciones laborales y salariales que ofrecen los vecinos del norte, superiores a las españolas. De entrada, el salario mínimo interprofesional está en Francia en 1.365 euros al mes, frente a los 641 de España. Además, la hora de media en el campo se paga en España a 6,30 euros frente a los 9 euros del país galo. Estos trabajadores también se benefician de alojamiento gratuito, una jornada de 35 horas y aumentos salariales a partir de ese número de horas, además de ayudas familiares. Desde UGT no quisieron revelar cuánto gana un vendimiador en Francia por no generar un «efecto llamada».
  • La vendimia gala en cifras.
10.400 andaluces acuden en esta campaña a Francia. Tienen entre 22 y 50 años. Son 400 más que en 2010, pero 2.000 más quieren ir pero no tienen plazas.

3.450 de esos trabajadores provienen de la provincia de Jaén, la que más personal moviliza.

2.000 Es el número de trabajadores que se quedarán en tierra a pesar de querer ir a la vendimia. La demanda no ha dejado de crecer desde que estalló la crisis.
1.365 euros es a lo que asciende el salario mínimo en Francia, prácticamente el doble del español, que es de 641 euros.

9 euros es lo que se paga en Francia la hora trabajada en el campo, frente a 6,3 euros en España, lo que explica el atractivo de la campaña para los españoles.
Fuente: ABC

4 comentarios:

  1. El arzobispo de Granada: "Si la mujer aborta, el varón puede abusar de ella"

    Ahora Felipe, dile al Papa que le haga Santo.

    ResponderEliminar
  2. Tengo un debate en Tuenti con jóvenes del pueblo sobre el tema. Llevaremos más de 200 comentarios, únete si quieres, pero por dos lados no puedo.

    Aun así te digo, que eso que ha dicho ese señor es de multa como mínimo.

    ResponderEliminar
  3. eso es para cortarle la cabeza con un hacha de hoja mocha y clavarla delante de la catedral en una lanza, para que el siguiente obispo lo tome como ejemplo

    ResponderEliminar
  4. Vamos a hablar sobre la noticia y a no mezclar temas.

    ResponderEliminar

Los comentarios serán supervisados previamente para su publicación, esta situación tendrá sus consecuencias. Se seguirán publicando comentarios independientemente de las ideas políticas de ustedes, siempre y cuando, respeten a los demás.

Está totalmente prohibido publicar comentarios sobre personas anónimas. Todo comentario que contenga un insulto será catalogado como SPAM, lo que te afectará, directamente, a la hora de publicar futuros comentarios.

Un saludo, y sed correctos.


STOP POPULISMO

El populismo es el atajo por el cual jugamos con las pasiones, ilusiones e ideales de la gente para prometer lo que es imposible. Aprovechándose de la miseria de las personas, dejando fuera, absolutamente, toda razón y lógica en la toma de decisiones. Juega con la necesitad para sencillamente imponer una dictadura.

El populismo ama tanto a los pobres, que los multiplica. Porque lo que busca es esa multiplicación de la miseria para seguir recibiendo un voto a través de cualquier objeto material, que en ese momento, el pueblo necesite.

"La libertad de prensa, lo mismo que todas las libertades, tendrá sus inconvenientes, tendrá sus peligros; pero con todos ellos es preferible a la tranquila placidez del despotismo, como decía tácito."  
José María Vigil