Las cinco mentiras del PP en relación a Ley Sinde

Los políticos tienen la mala costumbre de prometer y después no cumplir, o lo que es lo mismo, engañar a los ciudadanos. Lamentablemente, el Gobierno ha vuelto a demostrar hoy que la clase política no tiene credibilidad con la aprobación de la Ley Sinde. A continuación analizamos la opinión del PP en 2009 que dista muchísimo de la decisión que ha tomado sacando adelante la Ley contra las descargas.

Aprovechando el tirón mediático del encuentro que mantuvo Ángeles González Sinde con 14 personas relacionadas con el mundo de Internet, en diciembre de 2009, Esteban González Pons se reunió con varios internautas y blogueros, entre ellos, Ignacio Escolar (ex director de Público), Enrique Dans (profesor y bloguero), Pepe Cervera, (periodista y bloguero), Javier Sanz (ADSLzone), Álvaro Ibañez (Microsiervos), Juan Varela (periodista), Virginia Pérez (directora adjunta de 20Minutos), entre otros, para expresar la opinión del PP en relación a la ley contra la piratería y para escuchar la posición de los usuarios.

A continuación resumimos alguna de las frases que espetó el entonces Secretario de comunicación del PP, las cinco mentiras:

- "No debe haber leyes especiales para Internet".

- "Al PP le preocupaba que el PSOE hubiera introducido de rondón la disposición final en el Anteproyecto de Economía Sostenible".

- " No se puede prescindir de la figura de los jueces tal como aparece en la disposición final".

- "El objetivo del PP es mantener un debate sereno que permita proteger la propiedad intelectual siempre y cuando se respeten los derechos fundamentales de los ciudadanos".

- " Internet es una gran oportunidad y el Gobierno del PSOE lo ve como un problema".
  • Agua de borrajas.
Como se puede apreciar, todo quedó en una declaración de buenas intenciones y es que los políticos jamás predican con el ejemplo. La reunión con los populares no fue la única, a continuación os mostramos la opinión de todos los partidos con los que hubo encuentros donde también hay sorpresas desagradables.

Fuente: ADSLZone

3 comentarios:

  1. la culpa es de cr24, si el no hubiera sido politico todavia estariamos creyendo qeu internet es una red creada solamente par alos miliares

    posdata:- joder con elprimer consejo de ministro de rajoy, se parece a bartolo, éste dijo que no pactaba conla derecha y alprimer dia lo incumplio, y rajoy dijo queno subiria los impuestos y al primer consejo de ministros es lo unico que ha hecho subir los impuestos al trabajo. me pregunto cuanto le subirá esto en la nomina a botín, rato, sanz y demas jefes de los bamcos
    un saludo

    ResponderEliminar
  2. Ha habido mucha gente que ha votado al PP engañados, pues ya le han dado la primera en la frente. VOTA PP, jajajajajajaja

    ResponderEliminar
  3. Como todo el mundo sabe, la culpa de la Ley Sinde es de CR24, que cada dia esta mas triste y tal y tal...

    Un socialista que nunca ha votado al PSOE

    ResponderEliminar

Los comentarios serán supervisados previamente para su publicación, esta situación tendrá sus consecuencias. Se seguirán publicando comentarios independientemente de las ideas políticas de ustedes, siempre y cuando, respeten a los demás.

Está totalmente prohibido publicar comentarios sobre personas anónimas. Todo comentario que contenga un insulto será catalogado como SPAM, lo que te afectará, directamente, a la hora de publicar futuros comentarios.

Un saludo, y sed correctos.


STOP POPULISMO

El populismo es el atajo por el cual jugamos con las pasiones, ilusiones e ideales de la gente para prometer lo que es imposible. Aprovechándose de la miseria de las personas, dejando fuera, absolutamente, toda razón y lógica en la toma de decisiones. Juega con la necesitad para sencillamente imponer una dictadura.

El populismo ama tanto a los pobres, que los multiplica. Porque lo que busca es esa multiplicación de la miseria para seguir recibiendo un voto a través de cualquier objeto material, que en ese momento, el pueblo necesite.

"La libertad de prensa, lo mismo que todas las libertades, tendrá sus inconvenientes, tendrá sus peligros; pero con todos ellos es preferible a la tranquila placidez del despotismo, como decía tácito."  
José María Vigil